Embarazo, Noveno Mes, Semana 36

Lo más recomendable para esta etapa del embarazo, es que hayas dejado de trabajar, de seguro que ya deseas que tu bebé nazca, no sólo porque ya deseas conocerlo y tenerlo en tus brazos, sino porque físicamente, ya no resulta tan cómodo, ya que el bebé ocupa todo tu útero y frecuentemente busca hacerse más espacio empujando con sus brazos y piernas.

Cambios en la Mamá

Las molestias que hasta hoy sentías, como los ardores y falta de aire, deben empezar a desaparecer, ya que la cabeza del bebé, está en el interior de la pelvis.

Pero, por el hecho de estar presionando la vejiga, es posible que desees ir al baño con mucha frecuencia, incluso, en ocasiones, no llegas a orinar, es sólo la sensación.

Debido al tamaño de tu abdomen, puedes caminar un poco doblada, es muy importante que tengas cuidado con la postura que adquieras.

Hasta este momento debes haber ganado unos 12 kg, y lo usual es que tu ganancia de peso se detenga en este momento.

Cambios en el Bebé

Tu bebé ya se encuentra listo para nacer, su cabeza ya debe estar encajada en tu pelvis.

Sus pequeños dedos, tanto de las manos como de los pies, ya presentan uñas blandas.

Si tu bebé es un varón, sus testículos habrán descendido para entonces y de ahora en adelante, ganará unos 28 gr de peso al día.

De nacer en este momento, tu hijo tendría una excelente posibilidad de supervivencia.

En la semana 36 tu bebé mide 46 cm y pesa 2.5 kg

Espero que esta información te haya sido de utilidad.

Artículos Relacionados:

Que la pases Muy Ameno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Estaré muy alegre de recibir y contestar tus comentarios...